Banca como plataforma

Actualmente, los bancos llevan a cabo su actividad en un mercado altamente competitivo y sus fuentes de ingresos se ven amenazadas por los nuevos comportamientos de los clientes, los tipos de interés bajos y la llegada de nuevos players al mercado.

Para sobrevivir, los bancos deben adaptarse y evolucionar para mantener el interés de los clientes, a la vez que concentran sus esfuerzos en las áreas en las que el banco tiene mayor potencial.

Con el enfoque de banca como plataforma, los bancos podrán adoptar un modelo de negocio basado en ofertas de servicio para conseguir un valor económico mayor y más sostenible.

Hasta hace poco, se consideraba que el modelo de negocio bancario estaba sometido a normativas muy estrictas, por lo que no se decidían a intervenir nuevos players en el mercado. Esto permitió a los bancos disfrutar de una posición competitiva relativamente cómoda durante décadas, consiguiendo beneficios constantes, principalmente gracias a los diferenciales de tipos de interés logrados entre la adquisición de pasivos y la venta de activos, así como de la intermediación financiera.

Sin embargo, esta envidiable situación tiene los días contados. Actualmente, los bancos llevan a cabo su actividad en un mercado altamente competitivo y sus fuentes de ingresos se ven amenazadas por los nuevos comportamientos de los clientes, los tipos de interés bajos y la llegada de nuevos players al mercado.

Por ello un número de bancos cada vez mayor está adoptando modelos de negocio en los que los servicios constituyen la fuente de ingresos principal. Esta noción da forma a la idea de banca como plataforma, un lugar en el que el banco y otros proveedores ponen servicios de cualquier tipo a disposición de los clientes, y donde estos acuden para acceder a ellos y consumirlos.

Banca como plataforma – modular y hecha a medida para cada cliente

Para más información, habla con nuestro experto